"Es un punto de partida, y nada más. Si uno se pone a pensar en ella se transforma en otra cosa. Si pienso mucho en algo, descubro que siempre lo tenía ya completo en mi mente. ¿Cómo, pues, cabe esperar que continúe interesado en ello? Si insisto se convierte en algo diferente, porque algo diferente interviene en el proceso. Por lo que a mí se refiere, en cualquier caso, mi idea original ya no me interesa más, pues mientras la estoy realizando pienso en otra cosa. Lo importante es crear. Sólo eso importa; la creación lo es todo" P. PICASSO

sábado, 16 de junio de 2012


Erika Landau
“El niño superdotado se asemeja a un corredor de fondo que corre más rápido que los demás.
Intelectualmente es el primero casi siempre, pero con sus emociones se queda, frecuentemente, solo. Si no le ayudamos emocionalmente, renunciará a su individualidad y a su talento.
Será como ‘los otros’ para estar menos solo o se convertirá en una persona descontenta, marginada en la escuela y en la sociedad” (Landau, 2003, p. 27).